domingo, 8 de mayo de 2011

MORIR ES MEJOR: UNICO POEMA ESCRITO POR SANDINO


“Morir es mejor”: único poema escrito por Sandino

Lenin Fisher

El “General de los Hombres Libres” Augusto C. Sandino escribió un poema, su único poema, titulado “Morir es mejor”, el cual apareció en la publicación “Los Sábados”, en Tegucigalpa, Honduras, el 13 de septiembre de 1927. Así lo afirma Faustino Sáenz en su magistral ensayo titulado “Interpretación de la leonesidad” en “Rubén Darío y la leonesidad” (Boletín Nicaragüense de Bibliografía y Documentación”. 114. Ene-Mar 2002. Biblioteca Roberto Incer Barquero. Banco Central de Nicaragua).

Según F. Sáenz para interpretar la leonesidad hay que sistematizar los fenómenos que constituyen la estructura del comportamiento leonés a lo largo del tiempo; fenómenos que son 12, a saber: orgullo catedralicio, Sutiaba como alter ego, conciencia de capitalidad, vocación universitaria, herencia liberal, violencia volcánica, valentía localista, espíritu de Atenas, sustrato artesano, culto a la palabra, aptitud introspectiva y Poneloya como recreo. Y yo me atrevería a agregar un décimo-tercero: cuna de las ideas revolucionarias en Nicaragua.

Consciente de la valentía localista de los leoneses, el general Sandino escribió el poema, “Morir es mejor”, cuyo texto íntegro F. Sáenz lo incluyó en el ensayo antes mencionado y el cual es como sigue:

Leoneses, vuestros pechos
inflamados de fuego deben estar.
Leoneses, recordad siempre a estos héroes
de la fecunda tierra del pinar.

Leoneses, no olvidéis los nombres
de Sacasa, de Argüello y Parajón;
si siempre los amáis
seguidlos de idea y corazón.

Reclamad con estoicismo
honor y libertad
que la Patria no quiere
sufrir más orfandad.

Con denuedo luchad, ¡oh leoneses!
en pro del honor:
esclavos no quiere la Patria;
morir es mejor.

Cuando el poema fue publicado, Sandino tenía más de cuatro meses de haber iniciado su resistencia guerrillera anti-oligárquica, anti-intervencionista y anti-imperialista, después de rechazar el Pacto del Espino Negro, el 4 de mayo de 1927.

“Morir es mejor” fue una vibrante arenga al pueblo de León antes de finalizar una más de las guerras intra-oligárquicas, entre las paralelas históricas, conservadores y liberales, es decir, la Guerra Liberal Constitucionalista de 1926-1927, la cual fue una guerra entre bandos de una misma clase social. Sandino escribió el poema en cuestión antes del 4 de mayo. En el poema se exaltan las figuras de los liberales Juan Bautista Sacasa (1874-1946), Leonardo Argüello (1875-1947) y del militar Francisco Parajón.

La Guerra Liberal Constitucionalista, tan cara a los leoneses, quienes reividicaban la Presidencia de la República para uno de sus pro-hombres: el liberal Dr. J. B. Sacasa, quien había sido el Vicepresidente del “gobierno de la transacción” encabezado por el conservador Carlos Solórzano. En octubre de 1925, el general y político conservador Emiliano Chamorro Vargas había asaltado la Loma de Tiscapa, el cuartel más importante y estratégico de la capital Managua. J.B. Sacasa huyó y organizó la guerra antigolpista; C. Solórzano renunció y el Congreso con mayoría conservadora le dio “permiso indefinido”.  El caudillo Chamorro V., logró que el Congreso lo denominara “Primer Designado” y ejerció inmediatamente la presidencia “por ausencia” de Solórzano. Antes, Chamorro V., le impuso al presidente Solórzano el acuerdo siguiente: fin del “gobierno de la transacción”; amnistía general para los golpistas; pago a las tropas; y nombramiento de E. Chamorro V., como jefe del ejército. Siete años después, J. B. Sacasa ganó las elecciones  de 1932 y firmó la paz con Sandino en 1934;  luego, recibiría otro golpe de Estado de parte de su sobrino político, el liberal Anastasio Somoza García, el 7 de junio de 1936.

Leonardo Argüello Barreto llegaría a ser presidente durante 25 días (1 de mayo - 25 de mayo de 1947), porque fue derrocado por otro golpe de Estado del general A. Somoza G., quien le había traspasado la presidencia el Día Internacional de los Trabajadores. 1947 fue el año en Somoza G., hizo fraude electoral pasando a su correligionario liberal, Argüello Barreto, las cifras de votos a favor del candidato liberal independiente, apoyado por los conservadores, Dr. Enoc Aguado. Pero Argüello B., ya siendo presidente, se le rebeló a Somoza G., ordenándole salir del país por considerarlo un obstáculo para la tranquilidad nacional. Después del golpe de Estado, el anciano Argüello B., se asiló en la embajada de México y se fue al exilio, muriendo en un hospital azteca, una mañana de diciembre de 1947.

Desde el punto de vista artístico y técnico Faustino Sáenz, un experto, nos ilustra sobre “Morir es mejor”, diciendo: “Métricamente, el poema consiste en cuatro cuartetos de versificación irregular con rima consonante ABCB, o sea en los (h)exasílabos de los tres últimos cuartetos, y en el segundo y cuarto versos del primero, cerrando con un eficaz endecasílabo: “de la fecunda tierra del pinar” con el acento de rigor en la sexta sílaba. Y literalmente, por su tono retórico y encendida imprecación bélica, es muy afín a la valentía del leonés que su autor emulaba.”

El general Sandino, nacido hace 116 años, el 18 de mayo de 1895, en Niquinohomo (Valle de los Guerreros), departamento de Masaya, escribió un poema político, como un llamado a los leoneses para luchar contra un gobierno golpista de origen conservador cuando Nicaragua era asolada por otra guerra entre oligarcas llamados de diversas maneras: aristocráticos, timbucos, legitimistas o conservadores, con Granada como bastión; y calandracas, democráticos o liberales, con León como ciudad principal.

Morir era mejor que vivir como esclavo bajo el atropello de un gobierno golpista y de la ocupación militar yanqui. Por eso Sandino luchó y propinó al ejército de Estados Unidos su primera derrota militar en América, aunque el US Army dice registrar sólo 48 bajas mortales en Nicaragua entre 1927 y 1933, o sea, seis muertos por año (dato para tontos). Sandino tuvo que pagar su victoria con la muerte, por tal razón, su vil asesinato a traición en medio de la paz firmada, a manos de A. Somoza G., ocurrió después, el 21 de febrero de 1934.

Managua, 8 de mayo de 2011